28.8 C
Barcelona
domingo, julio 14, 2024

banner suscripcion newsletter

La caída del tráfico de mercancías en Barcelona se asienta en el doble dígito

El tráfico total de mercancías en Port de Barcelona hasta octubre no da síntomas de mejoría, con poco más de 53 millones de toneladas desplazadas, un 10,5% menos que en 2022, y 2,7 millones de contenedores, prácticamente un 10% menos. Según ha informado la autoridad portuaria, la fuerte caída de los tráficos se debe a la desaceleración de los intercambios comerciales en todo el mundo, que está impactando especialmente en el transporte de contenedores, uno de sus tráficos estrella.

Los intercambios con los principales forelands del recinto catalán reflejan la inestabilidad de la economía mundial, aunque mejoran con respecto a meses anteriores. Así, el movimiento de contenedores llenos disminuye solo un 1,9%. Como ejemplo, los intercambios con Vietnam, tanto en import como export, se disparan en conjunto un 27%.

La carga seca acumula cuatro millones de toneladas, con un incremento del 9% con respecto al mismo periodo del año anterior, gracias a los buenos resultados de cereales y harinas, cemento y clinca, sal común, haba de soja.

En cambio, los líquidos a granel retroceden un 13,5% lastrados por los hidrocarburos. El buen resultado de los productos químicos (23%) y de los aceites y grasas (2,4%) han dejado a las demás mercancías líquidas de Port de Barcelona en las mismas cifras del 2022.

El tráfico de vehículos en régimen de mercancía ha alcanzado las 653.285 unidades entre enero y octubre, superando ya las cifras de todo el ejercicio 2022. Todas las operaciones de vehículos (importación, exportación y tráfico) muestran crecimientos importantes, impulsando el incremento de este segmento hasta un 48%.

El pasaje también mantiene un crecimiento sostenido, del 35%, con 4,7 millones de pasajeros. El tráfico de shortsea shipping con Italia (26%) y el norte de África (45%) crece con fuerza, mientras que Baleares se mantiene estable (1,3%).

Por último, los cruceros alcanzan los 3,1 millones de viajeros en estos 10 primeros meses. Baleares también impulsa la recuperación del tráfico de shortsea, con un leve descenso del 0,9%, pero que se acerca cada vez más a cifras positivas.

Noticias relacionadas

Últimas Noticias