25.9 C
Barcelona
martes, agosto 9, 2022
spot_img

Así será PortTarragona Terminal Guadalajara – Marchamalo

La PortTarragona Terminal Guadalajara – Marchamalo será una plataforma intermodal multipropósito conectada con las principales vías de comunicación viaria y ferroviaria. Ocupará una superficie de 150.000 metros cuadrados a lo largo de una franja lateral en el extremo este de Puerta Centro – Ciudad del Transporte.

Con seis kilómetros de vía en ancho ibérico y dos vías de recepción y expedición para trenes de más de 750 metros, será la única plataforma logística multimodal del corredor del Henares que podrá operar trenes de este tamaño.

La instalación dispondrá de ocho aparatos de vía para maniobras; 60.000 metros cuadrados para carga/descarga; 18.500 metros cuadrados de parking para camiones; nave de consolidación y desconsolidación; señalización y telecomunicaciones automáticas; un edificio técnico de 500 metros cuadrados y recinto cerrado de seguridad, además de 700 posiciones para contenedores de 20 pies.

La futura terminal estará conectada a las grandes arterias viarias (R-2, CM-101 y A-2, Itinerario Europeo Y-90) y a la línea ferroviaria Madrid-Tarragona/Barcelona/frontera francesa. La Ciu­dad del Transporte se conecta a la línea 200 de Adif, de ancho convencional e in­tegrada en el Corredor Mediterráneo, permitiendo enlazar con el Corredor Atlántico vía Zaragoza norte o Madrid sur.

Además, está fuera de la red ferroviaria de cercanías de Madrid, lo que evitará res­tricciones de capacidad motivadas por el tráfico metropolitano de viajeros. Esto implica un destacable ahorro de tiempo y coste en los servicios de transporte y ma­yor eficiencia para el tráfico de mercancías.

Puesta en servicio en 2023

El proyecto, presupuestado en 15 millones de euros, se aborda en dos fases. En la primera, sobre una superficie de casi 10.500 metros cuadrados, se construirá la infraestructura ferroviaria y se realizará la primera fase del patio de almacenamiento de contenedores.

Estos trabajos suponen una inversión de cuatro millones de euros y finalizarán en unos siete meses, hacia principios de 2022. En una segunda fase, sobre 4.800 metros cuadrados, se acabará el patio de almacenamiento de contenedores, se construirán el edificio técnico y de servicios, la nave de consolidación y desconsolidación de cargas y los viales posteriores, la rotonda y el parking de camiones.

La previsión es que la terminal esté operativa en el primer semestre de 2023, coincidiendo con la puesta en marcha del Corredor Mediterráneo en Tarragona. Ese año también se habrá acabado la urbanización de la ZAL y entrará en funcionamiento la terminal intermodal de La Boella, en la que se invertirán 20 millones de euros en los próximos dos años.

Noticias relacionadas

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Síguenos en las redes

353SeguidoresSeguir
- Publicidad -spot_img

Ultimas Noticias